EL CULMEN DE UN GRAN CAMINO DE FORMACIÓN

 

Parroquia San Miguel Arcángel - Gachetá

22-oct-2017

 

Luego de vivir un proceso de formación que enriqueció la vida cristiana de los catequistas por varios años, la EFCCA 1 de la parroquia San Miguel Arcángel de Gachetá clausuró su plan de estudio. 

 gach grado2

El pasado 22 de octubre, en medio de la celebración eucarística, la Delegación Episcopal de Catequesis junto con el párroco – Manuel Moncada- presentaron ante la comunidad a 13 agentes de la catequesis que concluyeron los estudios de los niveles III y IV propuestos a través de la EFCCA.  A cuatro (4) de ellos se les otorgó el diploma de CATEQUISTAS -teniendo un carácter universal- que les permite a su vez ser candidatos al MINISTERIO DE LA CATEQUESIS; y nueve (9) recibieron el reconocimiento como “ASISTENTES”. (en julio de 2014 ya habían recibido el diploma que les acredita como CATEQUISTAS PARROQUIALES, al concluir los niveles I y II).

 

 

gach grado3El párroco, a través de la homilía, resaltó la importancia de seguir un proceso de iniciación cristiana en la parroquia y aclaró que la formación de los catequistas es indispensable para que dicho proceso se lleve a cabo. También indicó que este logro debe motivar a otras personas a que se animen a ser catequistas y se comprometan con el crecimiento en la fe de aquellos que más lo necesitan. Teniendo en cuenta el evangelio, aclaró que como cristianos debemos ser conscientes de nuestros deberes para con Dios “al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios”, y la salvación de la comunidad es responsabilidad de todo bautizado.

 

 

Después de la eucaristía, se dio un espacio fraterno en el que la parroquia ofreció un brindis, palabras de agradecimiento y un refrigerio tanto para los homenajeados como para sus acompañantes. Algunos integrantes de la EFCCA 2 estuvieron presentes en esta fiesta compartiendo con sus hermanos este reconocimiento.  Elisa Bejarano y Jaime Ruízgach grado4 (graduandos), expresaron sus agradecimientos en nombre de toda la EFCCA a los sacerdotes (párroco y vicarios) que los han acompañado y a la DEC; recordaron brevemente el recorrido de su proceso de formación y motivaron a sus compañeros a que continúen en este camino de crecimiento como agentes responsables de la educación en la fe del pueblo de Dios.